Interior de un vehículo con scanner automotriz

¿Cuándo hacer un scanner automotriz a mi vehículo?

 

 

 

Un scanner automotriz es un artefacto electrónico, generalmente de pequeñas dimensiones, que permite controlar el funcionamiento y verificar el estado de un vehículo. Para realizar esta prueba, el dispositivo envía señales a los actuadores del automóvil.

 

Los actuadores no son más que los responsables de que el motor y los sistemas de seguridad, tanto activa como pasiva, respondan adecuadamente a las órdenes del conductor.

 

En otras palabras, estos tienen como objetivo entregar la fuerza que permitirá activar otros dispositivos mecánicos, por lo que su rol es clave para el funcionamiento de todo tipo de vehículos.

 

Antes de que el mundo se viera invadido por todo lo digital, para establecer un diagnóstico acerca del funcionamiento de un auto se recurría a prácticas que a ojos de hoy resultan bastante rudimentarias.

 

Era habitual, por ejemplo, que el examen consistiera en interpretar ruidos emitidos por los primeros modelos de artefactos dedicados a la revisión de vehículos, cuyo funcionamiento solía basarse en sistemas de combustión interna, electricidad o, incluso, vapor.

 

Sin duda el desarrollo tecnológico trajo enormes ventajas a este campo. Gracias a los avances en el área digital, especialmente, pudimos conocer a los scanner vehiculares actuales.

 

El motor comenzó a experimentar mejoras, como el encendido electrónico, así como también otros componentes, lo que hizo que se ubicaran sensores en lugares claves del vehículo con el fin de que los nuevos scanner para autos pudieran identificar algún inconveniente de manera más fácil y rápida.

 

En definitiva, el scanner automotriz lo que hace es revisar si existe alguna falla, especialmente en la computadora del auto..

 

¿Qué puedo descubrir con un scanner automotriz?

El funcionamiento de un scanner para vehículos consiste en revisar los códigos registrados en la computadora alojada al interior de estos. Esta es la encargada de regular y registrar errores que pueden ocurrir a través de códigos que deberá interpretar y corregir el dispositivo.

 

No obstante, hay algunas fallas que este sistema es incapaz de detectar, las que normalmente suelen estar relacionadas con el funcionamiento mecánico del vehículo.

 

El scanner automotriz se ha transformado en un gran aliado de los compradores de automóviles usados, ya que gracias a esta especie de radiografía eléctrica del vehículo podrás averiguar en qué estado se encuentra y si conviene o no comprarlo. Aunque nunca olvides también poner atención a la situación en la que se encuentra la parte mecánica con un experto en el área.

 

Además de estas funcionalidades, un examen hecho con estos dispositivos al automóvil da la posibilidad de conocer en qué situación se encuentra el sensor de oxígeno, por ejemplo, la velocidad del motor, el estado de los cables de frenos ABS y mucha información más.

 

Entre las fallas que puede detectar un scanner automotriz se encuentran las producidas en el motor de arranque, en la transmisión, en los airbags, en el aire acondicionado, en el alternador, en el acelerador, en el sistema de escape, entre otras.

 

Cuándo conviene hacer un scanner automotriz a tu auto

Siempre que tu tablero muestre algún tipo de alerta como la luz del Check Engine o la luz de los frenos ABS deberás realizar este tipo de examen a tu vehículo porque sin duda hay algo que está fallando.

 

Ahora bien, no es recomendable esperar que esto ocurra para recién acudir a tu mecánico. Lo ideal es que realices una visita periódica al taller donde se incluya una revisión con el scanner.

 

Y si tu objetivo es tener tu auto en óptimas condiciones la recomendación siempre es que protejas tu vehículo con un seguro de autos HDI, que cuenta con excelentes coberturas a precios convenientes.